6 trucos para vestir si eres muy alta

6 trucos para vestir si eres muy alta

Toda chica alta sabe que no siempre es fácil encontrar un estilo que le siente del todo bien. A veces se ve la silueta desequilibrada o piensa que la ropa no le favorece. Por eso, queremos daros unos trucos que os enseñaran que prendas os favorecen más y que trucos debéis seguir para equilibrar la silueta y así conseguir un look perfecto.

Trucos para vestir si eres muy alta

  1. Primero de todo queremos darte una lista de tus aliados, es decir, las prendas que te sentarán mejor si eres muy alta: pitillos, cazadoras, blazers, estampados, faltas cortas, trajes para el trabajo, maxi vestidos, cinturones, botas mosqueteras y los accesorios justos.
  2. Juega con los estampados y los colores vivos. Tanto en camisetas como en pantalones, pero siempre teniendo en cuenta que si llevas un top estampado, deberás llevar un pantalón tejano o negro y viceversa.
  3. Los pantalones pitillo son para ti. Si eres muy alta, también es que tienes las piernas muy largas, por eso los pitillos son los pantalones que te permitirán lucir piernas. Y si te quedan un poco cortos, ¡no te preocupes! Mejor se verán tus zapatos.
  4. Usa cinturón. Los cinturones son perfectos para definir tu silueta y lograr esa forma de reloj de arena que todas deseamos. Además, el cinturón partirá tu cuerpo por la mitad, lo que hará que te veas más bajita.
  5. Usa tacones sin miedo. Aunque seas más alta que tu chico con tacones, no debes dejar de llevarlos, ¡que se quite los complejos! Si te preocupa verte demasiado alta, siempre puedes optar por unos tacones bajos, sin embargo, no dejes de sentirte orgullosa por tu altura, ¡muchas querrían ser como tú!
  6. Opta por lo minimalista. Recuerda que tu altura es tu mejor accesorio, así que cuantos menos accesorios lleves y más sencillo sea tu look, mejor.

Igual que te hemos dicho las prendas que mejor te sientan, también hay otras que no te sentarán tan bien, como las rayas verticales, las hombreras o muchos volantes. Sé atrevida y no te avergüences nunca de ser como eres.

  • Deja un comentario