Los beneficios de la dieta mediterránea

Si te gustaría empezar a comer más sano quizás la dieta mediterránea sea lo que vas buscando. Pero es importante que sepas en que consiste esta dieta que tanto da que hablar en todo el mundo. Cuando la gente piensa en la dieta mediterránea imagina comidas de 3 horas, plato tras plato en la mesa acompañado con varias botellas de vino tinto.

Mucha gente tiene esta idea equivocada de la dieta mediterránea, piensan que nuestra dieta consiste en Pizza, Lasagnas, Cordero, Falafel, Pasta, etc… A mi la verdad es que cuando pienso en la dieta mediterránea la mente se me va a otros platos: paella, parrillada de verdura, Lubina a la planta, lentejas, arroz del burro de mi abuela (típico de la región de donde vivía en España), ensaladas de apio y cosas por el estilo ;-).

Los que desde pequeños, por suerte, hemos seguido una dieta mediterránea no nos damos cuenta de la suerte que hemos tenido hasta que viajamos a otros países. Si lo pienso en mi entorno conozco a muy poca gente con problemas graves de sobrepeso, quizás algún kilo que otro de más pero nada en comparación con lo que he vivido en USA, gente XXXL por doquier, claro que da gusto verlos comer… Incluso en India, la gente come muy mal, comidas super grasientas y arroz 3 veces al día. Y es que es verdad eso que dicen: Como en España no se come en ningún sitio.

Casi todo el mundo ha oído alguna vez que la dieta mediterránea es muy sana y sabrosa pero lo cierto es que casi nadie sabe que es la dieta mediterránea. (sobre todo fuera de los países mediterráneos)

dieta-mediterranea

¿Qué es la dieta mediterránea?

La dieta mediterránea es rica en verdura, frutas, legumbres, y cereales. También incluye cantidades moderadas de pollo y pescado. Se come poca carne roja, se cocina con aceite de oliva y se consume vino rojo que se ha demostrado que tiene un efecto positivo en nuestra salud.

La dieta mediterránea en combinación con deporte moderado (y no fumar) se convierte en una de la dietas más saludables de nuestro planeta, y de las más sabrosas.

¿Cuál sería la dieta mediterránea ideal?

Simplificando mucho la dieta mediterránea ideal sería:

– Mucha cantidad. Variedad de verduras, de frutas, legumbres, cereales

– En Moderación. Pescado, carnes blancas, leche, vino.

– Poco cantidad.  Carne roja,huevos, dulces…

Lo ideal es dejar de lado las comidas procesadas (igual que se hace en la dieta Paleo) y comer productos frescos, de temporada y locales. Por supuesto deberíamos olvidarnos de las comidas rápidas, y de los refrescos, la mejor bebida que podemos poner en la mesa es el agua.

¿Cuáles son los beneficios de seguir una dieta mediterránea?

Los beneficios de seguir ésta dieta son:

– Mayor longevidad. Se reduce el riesgo de sufrir infartos al corazón y cáncer.

– Se reduce el riesgo de desarrollar diabetes del tipo 2, de tener una presión sanguínea alta, y de tener alto el colesterol en la sangre.

– Se reduce el riesgo de sufrir obesidad.

– Incluso se reduce el riesgo de desarrollar Parkinson y Alzheimer.

¿Cómo empezar a seguir una dieta mediterránea?

Es más fácil de lo que parece, sigue estos sencillos consejos:

– Come mucha verdura. Empieza a hacerte ensaladas con tomates, pepino, champiñones, olivas negras, queso feta, gulas, y condimentarlas con aceite de oliva y vinagre de modena, usa tu imaginación las ensaladas dan mucho juego y pueden ser super sabrosas.

– No comas mucha carne roja, una o dos veces al mes, lo puedes convertir en una ocasión especial. Aprende a comer más pollo y pavo.

– Carga las pilas con un buen desayuno, con cereales, tostadas, zumos, café, etc… como se suele decir es la comida más importante del día y te mantendrá activo hasta la hora de comer.

– Come pescado al menos 3 veces a la semana. Atún, salmón, lubina, dorado, sardinas, mejillones, etc… son ricos en Omega 3.

– Intenta comer vegetariano al menos un día a la semana. Puede ser divertido hacerse vegetariano un día a la semana.

– Usa aceites sanos para cocinar como es el aceite virgen extra, el aceite de girasol, incluso el aceite de avocado.

– Usa productos lácteos bajos en grasas.

– Come fruta de postre.

Mitos de la comida mediterránea

Como ya hemos visto seguir una dieta mediterránea puede ser bastante fácil y tener grandes beneficios para nuestra salud, pero existen muchos mitos que es importante desmontar.

Mito 1. La dieta mediterránea es cara. Si dejas de comer fuera comida procesada y empiezas a consumir legumbres como tu fuente principal de proteínas te darás cuenta de que no es más caro comer así, es inclusive más económico. Si vas al mercado a comprar el pescado fresco verás que tiene un precio bastante razonable.

Mito 2. Beber Vino es bueno para la salud. En parte es verdad, solo si se consume de forma muy moderada, un vaso al día, si bebes más de un vaso de vino al día puede tener efectos perjudiciales para tu salud.

Mito 3. La dieta mediterránea es de comer mucha pasta. No es cierto, esto es lo que hacen los Yankees. La pasta se usa de forma muy moderada para acompañar al plato principal, no como plato principal.

Mito 4. La dieta mediterránea ayuda a perder peso. No es del todo cierto, depende de cuantas calorías consumes y de cuantas quemas. Lo que es cierto es que la dieta mediterránea recomienda ejercicio físico moderado que ayuda a mantener la linea.

¿Qué os parece la dieta mediterránea? Para mi es de la más completas ya que se puede comer de todo siempre y cuando se consuman raciones razonables y se coman alimentos frescos. Hace unos años seguí una dieta vegetariana durante un tiempo, y no me fue mal del todo, pero no estaba practicando ningún deporte que requiera un buen combustible, cuando empecé a hacer deporte de forma más seria tuve que volver comer carne o pescado si quería evolucionar.

Luego, hace poco empecé a seguir la dieta paleo, que en cierta forma es parecida a la dieta mediterránea, pero eliminando carbohidratos (pan, pasta, etc) y los productos lácteos. No me fue bien del todo, quizás no la seguí bien del todo o durante el suficiente tiempo, pero me notaba que me faltaba fuerza.

Luego leí en algún sitio, que la dieta paleo no es ideal para corredores o deportistas sometidos a grandes esfuerzos, ya que los carbohidratos ayudan a mejorar la resistencia, así que volví a comer como siempre y ha sentirme con fuerza otra vez. Creo que lo importante es comer variedad de  alimentos, que sean frescos, orgánicos, de temporada y en cantidades razonables.

Y por supuesto olvidarnos de comer alimentos procesados que no tenemos ni idea de hasta que punto nos roban vitalidad y salud.  Para mi es importante experimentar y estar abierto a probar diferentes dietas. ¿Habéis probado a cambiar vuestra forma de alimentación? ¿Qué dieta os funciona mejor?

    1. Elsa septiembre 15, 2017

    Deja un comentario